AVANZA DE RODILLAS - Primeros pensamientos del día


AVANZA DE RODILLAS

“Escucha, oh Jehová, mis palabras;
considera mi gemir"
(Salmo 5:1)

Este Salmo 5 tiene una característica: es uno de los pocos salmos en que David sólo se dirige a Dios en oración.
Está muy entrelazado con el 3 y 4 que ya vimos en estos devocionales, y el 6 y 7, pero en esos 4 salmos David no sólo habla con el Señor, sino que también enseña a otros (3:5; 7:11-16), le habla a sus enemigos (4:2-4; 6:8) y a sus compañeros en la dificultad (4:5).

Sin embargo este salmo 5 es oración 100%. No hay ninguna palabra que no sea dirigida directamente a Dios.
Es lo que comúnmente se llama un “salmo de oración y súplica” 100%.

Que gran ejemplo la vida de David. El fue aquel pequeño que encontraba fuerzas invencibles clamando a Dios.
Una vez que descubrimos que Dios puede ser nuestra fuerza en TODO, nuestra vida es transformada por completo.
Pasamos de quejarnos a los que nos rodean, y rendirnos ante los imposibles, a volar en las alas de la oración hacia Aquel que dijo: “¿habrá algo que sea difícil para mí?” (Jeremías 32:37).
Un cristiano que aprende y practica esto, encuentra la fuente de todo bien, camina sobre el agua, ve imposibles hacerse posibles, atraviesa los ataques más feroces, entiende lo humanamente inentendible, y se deleita en el mayor deleite concebible.

No me entiendas mal, no se trata de manipular ni intentar obligar a Dios en oración. ¡NO!
Sino que, como muy escribió E. Stanley Jones:
“Si lanzo una cuerda desde el bote y me afinco a la orilla, y luego tiro de ella, ¿halo la orilla hacia mí, o me acerco a ella?. La oración no es halar a Dios para que EL haga mi voluntad, sino poner en línea recta mi voluntad con la suya (“A song of ascents”. Pag. 383).

Un ejemplo más contemporáneo de vida que avanza en oración, lo vemos en Hudson Taylor. El fue misionero en China y Dios lo usó para hacer lo que los demás pensaban que era imposible en ese país absolutamente cerrado al evangelio.
Al tiempo que Hudson Taylor trabajaba en China, un misionero quiso entrar en una parte muy difícil del país, y le preguntó cómo podía hacer.
Hudson Taylor le dijo: “Para entrar debe avanzar de rodillas”.

¿Creemos en el Dios que decimos que creemos?


.


0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Twitter Updates

Misión

Dedicados a la misión de que la Iglesia adore a Dios en todo lo que hace con todo lo que Dios le dio diariamente en todo lugar donde está.
¡Necesitamos trabajar en la Iglesia para conectar la adoración del domingo con la vida del lunes!...
PARA QUE DIOS SEA EL TODO EN TODOS (1 Cor. 15:28)