Consejos para terminar y comenzar el año 2ª parte



Para entender mejor este artículo, haz "click" en el siguiente enlace:
Consejos para terminar y comenzar el año 1ª parte

Para no hacer lo mismo
Ahora, una vez que hemos hecho esta lista, si nos quedamos ahí, ¿de qué nos sirve si no planeamos de forma sensata y ordenada nuestro nuevo año?
Si simplemente nos quedamos en un agradecimiento a Dios y una humillación ante nuestros errores, pero no planeamos el nuevo año…. la realidad… es que en la mayoría de las cosas nos vamos a encontrar que hacemos lo mismo.
Terminará el siguiente año y haremos otra vez la lista, y diremos: “uhhh Dios…. viví igual que el año pasado”.

¿Por qué?
En algunos casos simplemente porque debemos seguir madurando en Dios.
Pero en otros porque al no organizar nuestro día a día de forma diferente, sólo repetiremos los mismos errores.

Ejemplo: Hacemos nuestra lista de errores cometidos, y escribimos: “Le doy a Dios el tiempo que me sobra”.
Empieza el nuevo año y nos llenamos de actividades que nos envuelven… ¿Que pasará? Va a terminar el año igual que como lo comenzamos.

¿Qué debemos hacer?
Luego de que hicimos nuestra lista personal y familiar de cosas para agradecer a Dios y cosas para pedir perdón, nos tomamos un tiempo serio de planificar una agenda para el nuevo año.
Proverbios 14:15 "El simple todo lo cree; Mas el avisado mira bien sus pasos".
NTV: “los prudentes examinan cuidadosamente sus pasos”.
No sólo mirar como estamos viviendo, sino mirar, examinar, planear, como vamos a seguir viviendo.
De lo contrario lo inmediato te va arrastrando día a día. Las circunstancias, los problemas y las obligaciones, van manejando tu vida.
Y cuando haces algo para el Señor se trata más bien de un arranque de culpa. Y rápidamente ese ataque de culpa de pasa y vuelves a dejar todo a medias.
Y cuando estás con la familia piensas que deberías estar evangelizando. Cuando estás trabajando piensas que deberías estar orando. Cuando estás leyendo la Palabra te sientes condenado porque mientras estás estás ahí tan tranquilo quizás tus hermanos de la congregación necesitan que los llamen o los visítes… Etc, etc, etc….
¿Por qué?
Porque en vez de ser como “el avisado”, el “prudente" que "examina cuidadosamente sus pasos”, vas detrás de lo urgente y te pasa por encima tu vida desordenada.

En casos así hasta un insecto tan pequeño como una hormiga nos humilla:
Proverbios 6:6-8 "Ve a la hormiga, oh perezoso, Mira sus caminos, y sé sabio; la cual no teniendo capitán, ni gobernador, ni señor, prepara en el verano su comida, y recoge en el tiempo de la siega su mantenimiento".

No sólo la hormiga es un ejemplo de trabajo esforzado, sino de su orden y planificación.

LA PLANEACIÓN DEL APÓSTOL PABLO
El apóstol Pablo era ordenado en su trabajo en el Señor. Un simple ejemplo de esto:
Romanos 15:20-28 "Y de esta manera me esforcé a predicar el evangelio, no donde Cristo ya hubiese sido nombrado, para no edificar sobre fundamento ajeno, sino, como está escrito: 
Aquellos a quienes nunca les fue anunciado acerca de él, verán; Y los que nunca han oído de él, entenderán.
Por esta causa me he visto impedido muchas veces de ir a vosotros. Pero ahora, no teniendo más campo en estas regiones, y deseando desde hace muchos años ir a vosotros, cuando vaya a España, iré a vosotros; porque espero veros al pasar, y ser encaminado allá por vosotros, una vez que haya gozado con vosotros. 
Mas ahora voy a Jerusalén para ministrar a los santos. 
Porque Macedonia y Acaya tuvieron a bien hacer una ofrenda para los pobres que hay entre los santos que están en Jerusalén.
Pues les pareció bueno, y son deudores a ellos; porque si los gentiles han sido hechos participantes de sus bienes espirituales, deben también ellos ministrarles de los materiales.
Así que, cuando haya concluido esto, y les haya entregado este fruto, pasaré entre vosotros rumbo a España".

En esto encontramos una planeación de trabajo.
Pablo tenía un plan general: predicar donde no hubiese sido predicado (15:20,21).
Para esto tenía un plan específico: iría a Jerusalén a llevarle una ofrenda a la Iglesia de allí, luego a Roma para fortalecer una base en Occidente y después a España.


Luis Rodas


.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Twitter Updates

Misión

Dedicados a la misión de que la Iglesia adore a Dios en todo lo que hace con todo lo que Dios le dio diariamente en todo lugar donde está.
¡Necesitamos trabajar en la Iglesia para conectar la adoración del domingo con la vida del lunes!...
PARA QUE DIOS SEA EL TODO EN TODOS (1 Cor. 15:28)