Creer en las "doctrinas de la gracia" no es necesariamente sinónimo de ser "cesacionista" (2)



Traducción y resumen de la segunda parte de la entrevista de Tim Challies a Wayne Grudem sobre este tema.
Esta segunda parte la puedes leer en inglés completa aquí:
"Continuacionismo y Cesacionismo 2"


"ENTREVISTADOR: ¿Si aceptamos la existencia de la profecía no autoritativa, tal posición no debilitaría el argumento de la suficiencia y la autoridad de las Escrituras?

Si, por ejemplo, decimos que Dios obra a través de los consejos de un amigo o el sabio consejo de un pastor o anciano, ¿no debilita esto la autoridad de las Escrituras?. No lo hace, porque es una categoría diferente de cosas.
Es algo que pensamos que es utilizado por Dios y por el cual Dios puede obrar, y nuestra firme creencia en la Soberanía de Dios nos anima a pensar en eso, pero sin considerarlo como de autoridad divina absoluta.
Lo que alguien pueda decir como profecía es lo mismo que el consejo de un amigo.
¿No puede Dios obrar así?. Por supuesto.
No veo la diferencia.
De hecho pienso que la 'Confesión de Fe de Westminster', capítulo 1, apartado 10, insinúa el hecho de que hay que poner esto en una categoría similar.

(Agregado Personal: Esto es muy interesante. Debemos preguntarnos: ¿Si para negar la vigencia de los dones argumentamos que la Biblia es tan suficiente que no necesitamos dones hoy, entonces, ¿para qué leemos libros escritos por cristianos hoy? ¿No son usados por Dios para edificarnos, exhortarnos, etc…?).

ENTREVISTADOR: Probablemente la crítica más común a la 'teología continuista' de parte de los 'cesacionistas' es que se basan demasiado en la experiencia. Los cesacionistas a menudo afirman que los continuistas permiten que la experiencia dirija su hermenéutica. ¿Cómo respondes a eso?

Las disputas doctrinales deben resolverse apelando a la Escritura. La experiencia NO es nuestra autoridad final. Las Escrituras sí lo son. Pero las Escrituras hablan de estos dones espirituales muy abierta, honestamente y con frecuencia, y hablan de ellos en el contexto de la Iglesia del Nuevo Testamento, y creo que son parte de la era de la Iglesia.

ENTREVISTADOR: ¿Es posible creer en una posición continuista sin haber experimentado cualquiera de los dones?

Me encuentro con estudiantes y pastores todo el tiempo que dicen: 'No estoy convencido por los argumentos cesacionistas, pero nunca he visto ninguna de estas cosas milagrosas en mi vida'. Ese es el comentario más común que oigo al hablar de estas cosas por evangélicos tradicionales. Y a lo largo de los años, he enseñado no sólo aquí en el Seminario de Phoenix, sino en otros seminarios y esta, con diferencia, es la perspectiva más común expresada entre los graduados de seminarios. La llamo la postura 'abierta pero cautelosa'. Ellos dicen: 'No estoy convencido por los argumentos cesacionistas pero realmente no sé cómo poner esto en práctica en mi propia Iglesia y nunca he visto que suceda'.
El argumento cesacionista no está convenciendo a muchos con sus argumentos exegéticos o persuasivos en los libros publicados. Creo que se trata de un grupo cada vez menor de personas.

ENTREVISTADOR: Permíteme referirme al futuro de las relaciones entre cesacionistas y continuistas. En los últimos meses, creo que hemos visto algunas novedades interesantes entre cesacionistas y continuistas. John MacArthur invitó a C.J. Mahaney a predicar en su púlpito y también lo vemos en la conferencia 'Together for the Gospel' que se avecina. ¿Crees que esta evolución puede anunciar un nuevo día para las relaciones entre cesacionistas y continuistas?

Espero que sí. Veo esto como una manifestación visible de los niveles, entre pastores e Iglesias, de interacción y mutuo respeto que he visto en los últimos veinte años en el mundo académico.

ENTREVISTADOR: ¿Es posible o incluso deseable que cesacionistas y continuistas se reúnan para adorar como miembros de la misma iglesia o denominación o esto es demasiado?
Claro".


Luis Rodas


.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Twitter Updates

Misión

Dedicados a la misión de que la Iglesia adore a Dios en todo lo que hace con todo lo que Dios le dio diariamente en todo lugar donde está.
¡Necesitamos trabajar en la Iglesia para conectar la adoración del domingo con la vida del lunes!...
PARA QUE DIOS SEA EL TODO EN TODOS (1 Cor. 15:28)