La gracia es un principio activo. Primeros pensamientos del día.


“Me apresuré y no me retardé
en guardar tus mandamientos” (Salmo 119:60)

Thomas Boston (1676-1732):
“Debemos trabajar esforzadamente para ejercitar gracia en el desempeño de las prácticas piadosas: 'Ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor' (Filipenses 2:12).
Una vez que la gracia nos ha puesto en el camino, necesitamos diligencia y ejercicio para avanzar en la misma.
No es suficiente obtener la gracia, sino que hay que hacer uso de ella.
La gracia es un principio activo. Algunas almas llenas de gracia se quedan dormidas en el camino. Y ellas deben despertar, levantarse de nuevo, y ponerse a trabajar.
Y esto conlleva un costo de esfuerzo y dolores, porque muchas veces el temperamento del cuerpo es un gran obstáculo para el ejercicio de la gracia.

El primer gran enemigo es un temperamento natural que se opone férreamente al ejercicio de la piedad: 'Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis’ (Gálatas 5:17).
Satanás también es un gran enemigo para el ejercicio de la gracia. Si no puede matar al hombre, él hará todo lo posible para adormecerlo.
Debemos luchar por crecer en la gracia (2 Pedro 3:18). Es un mandato divino.
Es la obra en la que el cristiano debe ocuparse e ir más allá, madurar, progresar hacia la medida de un hombre perfecto en Cristo (Efesios 4:13). Y esto requerirá diligente esfuerzo (2 Pedro 1:3-11).
No será fácil obtener un corazón ardiente, una fe más fuerte, una humildad más profunda. Para todo esto será necesario abundantes recorridos entre el cielo y la tierra para abastecerse de todo lo indispensable.
Mira como Pablo presenta todo esto bajo la noción del correr una carrera: ‘Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás, y extendiéndome a lo que está delante, prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús’ (Filipenses 3:13,14)"
(“The Whole Works of”. Vol. 4).






0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Twitter Updates

Misión

Dedicados a la misión de que la Iglesia adore a Dios en todo lo que hace con todo lo que Dios le dio diariamente en todo lugar donde está.
¡Necesitamos trabajar en la Iglesia para conectar la adoración del domingo con la vida del lunes!...
PARA QUE DIOS SEA EL TODO EN TODOS (1 Cor. 15:28)